Nueva flota de Transmilenio se queda sin buses eléctricos

Este viernes, durante la audiencia de adjudicación de los contratos para la nueva flota de Transmilenio, quedó descartada la posibilidad de que el sistema tenga buses eléctricos en sus fases I y II.

La renovación de la flota se empezará a ejecutar desde la mitad de 2019.

Las empresas a las que les fue adjudicada la operación son:

SI2018, que estará a cargo del patio de Suba, con 125 biarticulados a gas; del portal Norte (172 articulados y 57 biarticulados), y de la Calle 80, con 107 biarticulados.

En el caso del Tunal, la empresa Bogotá Móvil Provisión operará 228 biarticulados y 196 articulados que funcionan con diésel Euro V.

Por su parte, MC Masivo-Baquero Torres estará a cargo de Usme con diésel Euro V en 92 articulados y 158 biarticulados.

Para el patio de Las Américas la licitación fue declarada desierta.

Los buses con diésel Euro V deberán tener “un filtro de partículas que capture como mínimo el 75 % del material particulado”, dijo la gerente de Transmilenio, María Consuelo Araújo.

“Esto es un gran triunfo para la ciudad. Representa el compromiso de la Administración de renovar el sistema Transmilenio, que en su componente troncal moviliza cada día a cerca de 2,5 millones de pasajeros. Esperamos que, una vez adjudicadas las licitaciones, los primeros buses comiencen a llegar a mediados de 2019”, indicó Araújo.

La adjudicación de estos contratos generó molestia entre los que han sido críticos del proceso, como el concejal Juan Carlos Flórez.

Flórez aseguró que de los 1.143 buses que serán comprados 682 son “Volvo diésel Euro V”, y que esa cifra equivale a 59,7 %.

Según el concejal, 461 buses (40,3 %) fueron para Skania, a gas (Euro VI): “Una tecnología obsoleta diesel se perpetuará en Bogotá”, indicó.

FUENTE: www.rcnradio.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *